Astenia primaveral

Van dos granos de arena por el desierto y le dice uno a otro:
-¡Creo que nos están siguiendo!

Explicación:

Este es uno de esos chistes que nos deja sin palabras durante unos pocos segundos, pero que al cabo de estos terminamos por comprender.

¿Qué hay más solitario que un desierto? Prácticamente nada. Una persona que camine por uno sabe perfectamente que está sola. Es más, si se da la vuelta verá kilómetros y kilómetros vacíos.

Eso es lo que le pasa a la pareja sobre la que hemos leído. Pero hemos de tener en cuenta que son dos granos de arena… ¿y qué es lo más abunda en el desierto? Precisamente eso, la arena. Y si dos granos tienen vida, ¿por qué no iban a tenerlo los miles de miles de millones que componen el Sahara? Así que los protagonistas hacen bien es sospechar. Pero, ¿por qué no se dan cuenta estando como están rodeados de compañeros? Ahí está la gracia del chiste.

Aquí tienes disponible los contenidos de nuestro boletín agrupados por mes o por chiste


Temas ordenados por:


¡Inscríbete!Catálogo gratuito

Más información
He leido y acepto los Términos y Condiciones.